BANDA REAL #MUJERPERFECTA

Marcos Yaroide rompe tabú en iglesias


SANTO DOMINGO.-El cantautor y pastor de la iglesia “Cielos Abiertos”, Marcos Yaroide, expresó, que el concierto que ofrecerá el próximo 28 de agosto en el Teatro Nacional y que reúne artistas de la música secular, rompe el tabú en las iglesias.
   
El concierto  totalmente cristiano y con fines benéficos, está bajo la producción de René Brea y  contará con la participación del  cantante urbano Mozart La Para, Fernando Villalona, Niní Cáfaro, Sexappeal y Nathalie Peña-Comas, quienes interpretaran canciones cristianas.
    
“Es un evento para romper un hielo que está sucediendo y ha estado por mucho tiempo aún dentro de la  iglesia como un tabú de poder  juntar los cantantes seculares  con los cristianos, el propósito es para alumbrarle en Cristo, para llevarle la palabra”, justificó Yaroide.
   
“Vamos ha seguir encaminando el evangelio y vamos a seguir promocionando lo que ha nosotros nos ha cambiado la vida y la gente se lo merece porque por eso murió Cristo para que todo el mundo sea salvo a través de Él”, puntualizó.
    
Argumentó que con éste evento buscan llevar el mensaje a ese público que no conoce la palabra de Dios, pronostica una noche de victoria y lágrimas, donde la gente va hacer impactada con los testimonios de los artistas y  que el concierto marcará un antes y después de la música con un evento como este.
    
El intérprete de “Todo se lo debo a Él”, habló en el programa Noche de Luz sobre cómo sobrelleva las críticas y sobre la carga que llevan los pastores al ser tildados de ladrones.
   
“La gente cuando quiere ofender a uno le dice ladrón y lamentablemente tenemos que cargar con esa culpa que la gente nos hecha y es bien frustrante cuando no lo eres  hasta que tu entiendes  que a esa gente no la vas a poder complacer, porque incluso cristo siendo perfecto no los pudo complacer a todos”, expresó.  
    
Al ser cuestionado sobre los fines de los diezmos  aclaró todos los gastos de la iglesia se cubren con los diezmos y que tanto él como su esposa también diezman para cooperar en la obra de Dios, destinada a ofrecer ayuda a quienes más lo necesitan.