BANDA REAL #MUJERPERFECTA

Natasha Abreu, la nueva promesa del violín


Santiago.-Con sólo cuatro años tocando, una santiaguera de 16 años de edad y miembro de la Orquesta Sinfónica Nacional Juvenil, promete convertirse en la próxima gran concertista del violín. Te invitamos a conocer algunos detalles de esta incipiente estrella.
    
“¿Cuáles son tus objetivos a mediano plazo?”, pregunta quien escribe. “Pretendo estudiar en el extranjero”, contesta emocionada. “He aplicado en varios lugares, así que será en el primero que me den la beca”. En ese momento su madre, también presente en la entrevista, la mira con orgullo. No es para menos; con sólo 16 años, Natasha Abréu se proyecta como otra gran virtuosa del violín.
  
 “¿Qué sientes cuando te comparan con Aisha Syed?”, continúa la ronda de preguntas. “Me siento honrada”, responde Natasha con diplomacia, “ella es como una hermana mayor, por lo que significa que voy en buen camino”. Inmediatamente después, cuenta la ocasión en la que tuvo la oportunidad de conocer a la también violinista. Además de compartir su amor por el violín, ambas nacieron en Santiago y estudiaron en la misma academia de música, Hogar de la Armonía.
    
Henry Disla Eli, quien fue su profesor allá, fue el responsable de descubrir su talento oculto. A los tres meses de haber iniciado sus clases, cuenta el profesor, dio su primer recital en el colegio Padre Fortín, y a los cinco meses participó en el Festival Mi Pieza, donde interpretó el concierto en LA menor de Vivaldi. “Al año, tocó los tres movimientos de la misma pieza como solista. Estaba impresionado”, comenta Disla Eli.
    
La rápida evolución de Natasha y el gran deseo que mostraba por aprender más y más, motivó a Henry a recomendarla para que continuara sus estudios con el maestro Caonex Peguero. 

Este cambio, si bien significó un sacrificio por la distancia que debe recorrer cada sábado, le ha permitido aumentar aún más su nivel en el violín.

“Sé que nadie es perfecto, pero sueño con alcanzar ese nivel de perfección en el que, al tocar, todo el mundo se sienta complacido”, convencida enfatiza Natasha.
    
“¿No sientes que te presionas demasiado?”, vuelvo a preguntar.
“No. Practico entre seis y ocho horas al día y la verdad, si por mí fuera, duraría más. ¡Ni siquiera siento cuando el tiempo pasa!”, concluye Natasha entusiasmada.
    
Justo en ese momento todos la miran y sonríen. A Natasha le espera un gran futuro, y a nosotros nos toca aplaudirlo.

Junto a Caonex Peguero
Como su mentor, ¿qué cualidades ha visto en Natasha?

Natasha tiene un talento musical extraordinario y unos padres dispuestos a apoyarla en todo. Además, tiene la disciplina y visión necesarias para llegar lejos en el violín.

¿Cuáles cualidades considera perentorias en un músico?

Lo primero es la facilidad técnica, que se resume en buena coordinación motriz y una memoria excepcional de manera que pueda recordar todas las notas que se aprende. Aparte, sensibilidad artística y una curiosidad intelectual que le permita seguir profundizando en la música.

En su larga y fecunda carrera musical, ¿qué es lo que más y menos le enorgullece?

A pesar de que me he distinguido como solista, soy, sobre todo, un mentor. Por eso lo que más me enorgullece es ver a mis pupilos destacándose, triunfando e incluso superándome. Por otro lado, me apena que no reconozcamos el poder de las artes. Es el alimento espiritual y el legado que realmente queda. 

Nacida el  26 de diciembre de 1998 en la ciudad de Santiago de los Caballeros. Actualmente tiene 16 años de edad.
    
Inició sus estudios de Violín en febrero del 2011, a la edad de doce (12)  años, en el Hogar de la Armonía de Santiago, con el profesor Henry Disla Elí; quien al poco tiempo descubrió su talento y pasión por la música, pues a los tres (3) meses hizo su primera  presentación en público con la pieza  Cannon de Pachebel en  el Colegio Padre Fortín, lugar donde estudia actualmente el 4to de Media. A los cinco (5)  meses participó del "Festival Mi Pieza" del Hogar de la Armonía, interpretando  el 1er Movimiento del concierto en LA menor de Antonio Vivaldi y al año, tocó los 3 movimientos de la misma pieza como solista.  
    
Participó en el 2013 del Campamento musical "Dorian Summer Music  Camp", en Luther College, Iowa, EU.  Como violinista en las orquestas junior y senior, así como soprano del coro durante dicho campamento.  Desde agosto 2013 forma parte de los primeros violines de la Orquesta Sinfónica Nacional Juvenil, dirigida por el maestro Darwin Aquino.  
    
Participó de los conciertos navideños  con la Orquesta Filarmónica de la UASD  en el 2013, así como en la Camerata del Cibao. 
   
 Actualmente es alumna del maestro Caonex Peguero, desde febrero 2014.  La cual ha tenido grandes avances, interpretando piezas: Conciertos, Sonatas, Rondó, Partitas y  Preludios; de los grandes compositores: Sebastian Bach, Amadeus Mozart, Fritz Kreisler, Felix Mendelssohn, 
    
En abril del 2015, Debutó  como solista junto a la Orquesta Sinfónica  Nacional, dirigida por el maestro Caonex Peguero, en los Conciertos Didácticos.
    
En sus 4 años con el instrumento, ha tenido la oportunidad de recibir Máster Clases con: Mrs Aisha Syed Castro, famosa violinista dominicana,  Mr León Spierer, concertino por 30 años de la Orquesta Filarmónica de Berlín, Alemania. Con Mr  Robert Davidovici es artista en residencia y profesor de violín en  Florida International University en Miami.
    
Natasha tiene planes de  continuar su carrera musical, por lo que aspira a tener la oportunidad de conseguir alguna beca en el extranjero que le permita convertirse en una concertista del violín, en representación de nuestro país. 

Cortesía: Karla Hernández