BANDA REAL #MUJERPERFECTA

Apresan atacante clínica especializada en abortos

COLORADO SPRINGS, Colorado, EE.UU. (Tomado de AP).- Un hombre armado fue detenido el viernes horas después de que abriera fuego en una clínica de Planned Parenthood en Colorado Springs, donde hirió a varias personas y se enfrentó a tiros con la policía en el interior del lugar, dijeron las autoridades.
Por lo menos 11 personas, entre ellas cinco agentes, fueron llevadas a diversos hospitales, dijo la teniente de la policía Catherine Buckley.
La policía intentaba determinar si alguien permanecía todavía en el interior del inmueble.
Las autoridades tienen previsto examinar durante varias horas los objetos no especificados que el agresor había dejado afuera del edificio o que había llevado consigo al interior, señaló Buckley.
Varias personas fueron desalojadas durante la crisis, algunas de ellas envueltas en mantas bajo la nevada, y llevadas hasta una clínica cercana perteneciente a la Administración de Veteranos.
Tres agentes resultaron heridos tras acudir al lugar alrededor del mediodía después de los primeros reportes de disparos, señalaron las autoridades. Más de dos horas después, el atacante lesionó a un cuarto agente en otro intercambio de fuego con la policía dentro de la clínica, señaló Buckley.
Las autoridades dijeron desconocer los motivos del atacante o si éste tenía alguna relación con Planned Parenthood, una organización de clínicas comunitarias que proporcionan información y asistencia para el control de la natalidad y el aborto, y enfermedades de transmisión sexual. Las autoridades mantenían en reserva el nombre del detenido.

“No tenemos información alguna sobre la mentalidad, ideas o ideología de este individuo”, afirmó Buckley.
En un comunicado, Planned Parenthood dijo que desconocía todas las circunstancias o motivos detrás del ataque, o si la organización era el objetivo.
Cuando se escucharon los disparos, las personas que estaban dentro de la clínica buscaron refugio. Jennifer Motolinia se escondió detrás de una mesa dentro de la clínica y telefoneó a su hermano, Joan, quien dijo haber escuchado disparos en el fondo.
“Me decía que me hiciera cargo de sus bebés porque podría suceder que la mataran”, declaró Joan Motolinia en referencia a su hermana, madre de tres niños.
Joan Motolinia se dirigió a toda prisa a la clínica pero para su frustración una valla de la policía le impidió acercarse al lugar.
“Sin duda había personas que disparaban. Escuché disparos. Había una balacera. Ella estaba tranquila, intentaba esconderse de esas personas”, agregó.
La policía acordonó la clínica, las oficinas médicas de las cercanías y un centro comercial. Las autoridades ordenaron a las personas en la zona que buscaran refugio donde se encontraran.
Denise Speller, gerente de una estética cercana, aseguró que ella escuchó unos 20 disparos en menos de cinco minutos.
Speller dijo al periódico The Gazette que vio a un coche patrulla y a dos agentes cerca de una filial del Chase Bank, no distante de la instalación de Planned Parenthood.
Al parecer uno de los agentes cayó, otro se arrodilló para ayudarlo y después intentó ponerlo a salvo detrás del vehículo, agregó.
“Todavía estamos muy asustados”, declaró Speller por teléfono. “No podemos dejar de temblar”.
Ambulancias y vehículos policiales se conglomeraron en una intersección cercana en tanto que la policía indicaba a las personas por Twitter que se mantuvieran fuera del lugar de los disparos.
Shelley Satyulla dijo que vio cinco o seis personas en camillas que fueron subidas a ambulancias estacionadas a un lado del centro comercial King Soopers, cerca de la clínica.
El tiroteo del viernes ocurrió a menos de 9,5 kilómetros (seis millas) de la calle donde un hombre abrió fuego y mató a dos de tres personas antes de que lo abatiera la policía en un tiroteo el día de Halloween.